24h Galicia.

24h Galicia.

Vecinos de Ribeira lloran la muerte de una vecina asesinada y exigen justicia ante el feminicidio.

Vecinos de Ribeira lloran la muerte de una vecina asesinada y exigen justicia ante el feminicidio.

En el municipio de O Barbanza se ha sentido un profundo dolor por el crimen de una vecina de Palmeira

RIBEIRA (A CORUÑA), 20 Mar.

Alrededor de mil personas se han congregado en Ribeira (A Coruña) para expresar su rechazo por el asesinato machista de una mujer de 25 años a manos de su expareja el pasado martes en Palmeira. Los habitantes de Ribeira han insistido en que esta muerte no debe ser simplemente "un número más" en la lista de feminicidios.

La vigilia en memoria de la joven que vivía en Palmeira con su hijo de dos años y que falleció a causa de las heridas de arma blanca provocadas presuntamente por su expareja reunió a unas mil personas en el Malecón de Ribeira la noche del miércoles, el primero de los dos días de luto oficial decretados por el ayuntamiento en un pleno extraordinario celebrado por la mañana.

Cientos de vecinos se unieron a la muestra de repulsa por el crimen en Palmeira, junto con los grupos políticos, el alcalde, Luís Pérez Barral, a la cabeza, la Asociación de Mulleres da Barbanza y miembros de los equipos municipales de emergencias y los cuerpos de Policía Local y Nacional.

Bajo una pancarta que decía 'Ribeira dice no a la violencia de género', el alcalde leyó un manifiesto elaborado por el Centro de Información á Muller (CIM) en el que instó a la implicación de toda la sociedad para combatir la lacra de la violencia machista, que describió como una "cruenta epidemia social".

"Pedimos que este grave problema no se normalice, ni que las mujeres se conviertan en números, porque detrás de las siete mujeres asesinadas en 2024 o de las 1.247 mujeres asesinadas desde que hay registros oficiales en 2003 en el Estado español, hay muchas vidas truncadas", señaló el alcalde del municipio de la comarca de O Barbanza.

Por ello, Pérez Barral abogó en nombre de la corporación por "honrar la memoria" y mostrar un "profundo rechazo" a la violencia contra las mujeres, una lacra social que consideró que está presente en todos los ámbitos y que debe motivar a la sociedad y a las instituciones a actuar en su contra.

El alcalde recordó que detrás del crimen de la vecina de Palmeira también hay "otras vidas truncadas", como la de su hijo de dos años, su hermana y el resto de familiares y amigos, a quienes ofreció el apoyo y la solidaridad incondicional de todo el municipio.

"No podemos quedarnos pasivos mientras las mujeres son asesinadas por el simple hecho de ser mujeres y por no querer someterse. La violencia de género afecta a todos los sectores de la sociedad, porque no entiende de territorio, clase, edad o nacionalidad", afirmó Pérez Barral.

Por tanto, resaltó el compromiso de la corporación ribeirense de asumir responsabilidades como administración pública para trabajar en pro de la igualdad real entre hombres y mujeres, un objetivo en el que consideró que se necesita la ayuda de toda la sociedad, ya que no hay excusas para la violencia de género.