24h Galicia.

24h Galicia.

La Operación Carioca lleva a juicio a cinco acusados tras 16 años

La Operación Carioca lleva a juicio a cinco acusados tras 16 años

Un escándalo de corrupción en las fuerzas del Estado saldrá a la luz la próxima semana en la Audiencia Provincial de Lugo, en el marco de la Operación Carioca. Esta operación, que se destapó hace 16 años, reveló una red de prostitución en Galicia supuestamente protegida por agentes de la guardia civil. Dos de estos agentes, junto con tres proxenetas, enfrentarán cargos en el juicio que iniciará el martes 4.

Los acusados, encabezados por Armando Lorenzo, ex cabo de la Guardia Civil de Lugo, están acusados de emplear sobornos, coacciones y favores sexuales para mantener una red de prostitución que operaba en la ciudad. Lorenzo, quien ocupaba un cargo clave en la inspección de locales de alterne, enfrenta una pena de 21 años de prisión por múltiples delitos, incluyendo agresión sexual y revelación de secretos.

Durante su tiempo en el equipo de Mujer y Menores de la Policía Judicial de Lugo, Lorenzo habría abusado de su autoridad para solicitar favores sexuales a mujeres extranjeras en situación irregular, ofreciéndoles ayuda a cambio de relaciones sexuales. Además, aceptaba sobornos de propietarios de clubs de alterne para encubrir irregularidades y avisarles de inspecciones.

El escrito de acusación detalla proposiciones sexuales, amenazas e incluso una agresión sexual perpetrada por Lorenzo. Por estos crímenes, el fiscal solicita 21 años de prisión y más de 16 de inhabilitación. Otro agente acusado enfrenta un año y siete meses de prisión, mientras que los proxenetas solo están acusados de sobornos, con una pena de año y medio de cárcel.

Además de las penas de prisión, se contempla el pago de multas y compensaciones económicas. El fiscal solicita multas de hasta 37.000 euros para Lorenzo, así como una indemnización de 10.000 euros para la víctima de agresión sexual. Los propietarios de clubs de alterne también enfrentan multas por valor de 15.000, 10.000 y 6.000 euros.

La macrocausa, que ha enfrentado constantes retrasos desde su apertura, finalmente llega a los tribunales 16 años después, evidenciando los fallos en el sistema judicial que han permitido que estos crímenes queden impunes durante tanto tiempo.